Editorial

Published on abril 21st, 2020 | by José Luis Zapata De Santiago

0

Avance – Curators: Collection Conundrum

Tiempo de lectura: 4 minutos

Nota: Los componentes y reglas que estamos reseñados son prototipos avanzados de Curatos. Lo que reseñamos aquí puede ser algo distinto a lo que se termine publicando. Éste artículo es un avance, pero puedes obtener más información en la página de la campaña. La editorial nos mandó el prototipo avanzado para hacer la reseña.

Algunas veces nos han pedido que hagamos avances de juegos que serán lanzados a Kickstarter. Muchas veces decimos que no, porque nos gusta reseñar (y jugar) cosas que creemos que nos van a gustar. Y al ver Curators, un juego de una nueva editorial sueca llamada Worldshapers, creímos que sería un juego que nos llamaría la atención.

Los juegos de colocación de losetas no son nuestros favoritos porque algunas veces quedan del lado de lo «demasiado sencillo». Si bien, Patchwork es uno de nuestros juegos favoritos, es porque es un juego ligero que esconde un interesante motor económico en sus mecánicas. En el caso de Curators, vemos un juego que tiene algunas cosas semejantes y nos enseña su motor económico de una manera muy abierta. Sigan leyendo para saber más del juego.

Mecánicas de Juego

Al inicio de cada juego, cada jugador recibe un tablero personal con la entrada a su museo, una sala de restauración y un track de visitantes, además de recibir cinco tokens de doble cara que tienen las cinco acciones distintas que los jugadores pueden hacer (y que tienen una acción distinta del otro lado del token). Además, se les entregarán contratos (objetivos secretos) que tienen que ver con la manera en que tendrán que colocar sus losetas para poder lograrlos (como sucede en con las cartas de jardinero en Takenoko). Los jugadores podrán ganar puntos juntando dinero ($4000 es igual a un punto), completando contratos (indicados en cada contrato), construyendo nuevas salas de exhibición y llenándolas de piezas (indicado en la loseta) y los objetos que logren juntar en su museo (un punto por cada uno).

Al inicio del juego, los jugadores colocan las piezas que formarán su museo en una espiral con una loseta que marca el final del juego en medio. Además, se preparará un espacio de subasta en el que los tres tipos de piezas de exhibición se subastarán a distintos precios.

La mecánica interesante de Curators y lo que lo hace distinto es la selección de acciones. Cada uno de los jugadores tiene 5 acciones que pueden hacer, y tendrá que hacer dos cada ronda. Para seleccionar acciones, tiene que usar sus tokens de doble cara y las acciones disponibles siempre estarán cambiando. Si en algún momento están disponibles dos acciones del mismo tipo, el jugador podrá hacer esa misma acción dos veces. Gran parte del puzzle es entonces el ir escogiendo que acciones de tal manera que se vaya acomodando para futuros turnos.

Las acciones disponibles tienen que ver con distintos trabajadores del museo, Carpintero, Arqueólogo, Gerente de Exhibiciones, Restaurador y Gerente de Finanzas. Éstos trabajadores están representados en los tokens de acción y les permiten hacer lo siguiente:

  • Carpintero: Permite construir una nueva sala de exhibición. Para hacerlo, los jugadores tendrán que pagar dependiendo de la posición de la loseta en la espiral. La más lejana es gratis y cada una de las que siguen cuesta $1,000 por cada espacio que se tenga que avanzar (la cuarta costaría $3,000).
  • Arqueólogo: Permite tomar una pieza de exhibición sin pagar y ponerla en tu sala de restauración. Al hacerlo tendrás que colocar una pieza de exhibición del mismo color en la Casa de Subasta.
  • Gerente de Exhibición: Te permite obtener piezas de exhibición de la Casa de Subasta. Para hacerlo tendrás que pagar dinero dependiendo de cuántas piezas haya.
  • Restaurador: Te permite tomar una pieza de tu sala de restauración y ponerla en exhibición, ésto te ayuda a completar las salas de exhibición y ganar puntos por las piezas expuestas. Además, cada que un jugador logra llenar una sala de exhibición de piezas y completarla, un nuevo visitante entra al museo.
  • Gerente de Finanzas: Te permite ganar dinero dependiendo de cuántos visitantes tenga el museo.

El juego consiste entonces en ir construyendo tu museo, intentar que la distribución sea como la que te piden en los contratos y llenar esos espacios de exhibición con piezas. De lograrlo, los jugadores podrán ir obteniendo puntos.

La última ronda se dispara cuando todas las piezas del museo en el track de piezas se construye y los jugadores tienen otras dos rondas antes de empezar a contar puntos.

Conclusiones

Quizás la comparación más sencilla que tenemos es Patchwork, un juego de colocación de losetas con un motor económico. En el caso de Curators tenemos un juego que toma algunas cosas conocidas de éste y le agrega otros elementos de juegos que también están probados. Quizás lo más interesante e innovador es agregar éste tipo de mecánica de selección de acción, ya que entonces gran parte del juego se convierte en hacer acciones que vayan preparando otras acciones para optimizar tu turno.

El juego peca de ser un solitario multijugador en el que la única interacción es el poder quitar una pieza a alguien. Pero al ser los contratos información secreta, no hay manera de saber si algo que estás haciendo va a ayudar o perjudicar a otro jugador. En eso es bastante parecido a Takenoko, sólo que acá cada jugador va armando su propio juego. ¿Es ésto necesariamente malo? No. Pero quizás el haber tenido otras maneras de interactuar podría haber ayudado a hacerlo más dinámico.

La variabilidad del juego es aceptable. De donde más variabilidad gana es de los contratos y de la manera de poner las losetas, las cuales se colocan de manera aleatoria y el número cambia dependiendo del número de jugadores. Aún así, no sabemos si el agregar nuevos contratos durante la campaña pueda hacer ésto mejor, porque el juego tiende a sentirse más de una sóla estrategia que un juego que de muchas avenidas para ganar.

Ahora, ¿qué es lo que hace bien Curators? Curators es un juego para los fanáticos de Patchwork que esperan algo más, pero también para aquellas personas que quieren disfrutar de un euro medio con colocación de losetas que tiene un tema interesante y combinación de mecánicas innovadoras. La selección de acciones llama la atención y permite tomar decisiones importantes por adelantado y eso se agradece. El juego es entretenido y te mantiene enganchado. Pero siempre se siente como si hubiese un algo que lo podría haber llevado a otro nivel o que podría haber dado ese empujoncito que lo hiciera aún más memorable. Pero incluso con éstos detalles (que podrían cambiar dependiendo de lo que haya decidido la editorial para la campaña y las stretch goals), Curators tiene todo para convertirse en un filler con carnita o un juego familiar que va un pasito más allá.

Chequen la campaña de Curators en Kickstarter para darle mejor seguimiento.


About the Author

Electrónico, blogger y fanático de los juegos de mesa. Los dados no me quieren pero yo los quiero de todas maneras.



¿Que opinas de este artículo? ¡Deja un comentario!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back to Top ↑