• Editorial Algunos tips para enseñar juegos de mesa a alguien más

    Published on diciembre 13th, 2016 | by José Luis Zapata De Santiago

    5

    10 tips para mejorar la manera en que enseñas juegos de mesa

    Todos hemos estado ahí; alguno de los amigos con los que normalmente juegas juegos de mesa compró el genial juego que está en boga de todos y están emocionados de jugarlo.

    Todos se juntan en su casa y cuando llegan se dan cuenta que el juego está completamente nuevo. No lo han abierto. El anfitrión lo abre por primera vez, saca las reglas y las empieza a leer en voz alta. Todos lo escuchan con pereza extrema y duran la siguiente hora intentando entender las reglas y los enunciados más crípticos de las instrucciones, sin ninguna preparación. Después de dos horas de jugar un juego que debía haber acabado en 40 minutos, todos se van y se dan cuenta que no disfrutaron el juego que los había emocionando anteriormente.

    En verdad espero que esto nunca les pase a ustedes; o tan siquiera que nunca hagan que esto le pase a otras personas. Aunque lo más probable es que tarde o temprano todos terminemos viviendo algo así.

    La mayoría de la gente da por sentado el paso de “la enseñanza” del juego, pero es la base central para crear una experiencia de juego placentera para todos, ya que impacta directamente en qué tanto disfrutamos un juego.

    Por suerte, no tienes que ser un instructor profesional para tener un buen ambiente de aprendizaje. En esta traducción de este artículo quiero aprovechar para agregar tips que he aprendido tanto en mi experiencia como profesor como en mi experiencia jugando juegos que mesa. Cosas que les van a ayudar a comunicar la explicación de las reglas en una manera clara que se les quede a todos.

     

    1. Aprende a jugar el juego antes de querer enseñarlo a alguien más

    No invites a tus amigos a jugar para que ellos lleguen y tu juego siga en su empaque original, nuevo de paquete. La mayoría de los juegos, por simples que se vean, toman un poco de tiempo para dominar si no los has jugado nunca. Leer las reglas puede ser un proceso tedioso y normalmente se necesita una ronde de práctica para poder entender algunos conceptos.

    Idealmente, las noches de juego pueden ser más divertidas si todos se toman el tiempo de intentar aprender el juego. La excepción a la regla es cuando tu grupo es de esos que les gusta aprender juntos, pero la mayoría de la gente prefieren que alguien más (que entiende el juego) les explique.

    Hay muchas maneras de aprender el juego por ti mismo. Está el antiguo método de “leer las reglas”. En teoría todos los juegos pueden ser aprendidos usando sus reglas, aunque algunos son mucho más fáciles de aprender que otros de esta manera. A mi me gusta intentar jugar el juego conmigo mismo mientras leo las reglas para entenderlo un poco mejor, pero hay muchos canals de YouTube que suben videos con instrucciones.

    Sin importar cómo le hagas, es necesario que entiendas el juego antes de explicarlo. Nadie quiere llegar a la noche de juegos a aprender Power Grid o Twilight Imperium sin que nadie sepa jugar.

    2. Una persona enseña y nadie más

    Esta es bastante (mucho muy) importante. Algunas de las veces en que más me he frustrado a la hora de que me enseñen un juego es cuando muchas personas intentan hacerlo. Una persona debe hacerlo y debe ser, de preferencia, aquella que sea mejor enseñando.

    La razón por la que es tan malo que más de una persona intente explicar, es porque normalmente hay muchas cosas que procesar cuando intentas aprender un juego y es mejor cuando los conceptos son explicados de una manera ordenada y lógica. Hay muchas maneras de explicar un juego, pero si escoges una, debes mantenerla. El problema sucede cuando tú tienes una estructura a la hora de enseñar y alguien más quiere explicar alguna otra cosa que hace que la conversación se vaya por la tangente y se convierta en algo irrelevante en ese momento. Lo más probable es que ya hay alguien que esté enseñando, vaya a cubrir todos los conceptos. Si los conceptos son explicados en momentos erróneos, entonces puedes confundir y frustrar a los jugadores.

    La única excepción es cuando la persona que está enseñando un juego es malísima para explicar. Aún así la solución no es estar corrigiendo cada dos minutos; es mejor que otra persona tome las riendas de la enseñanza.

    7wonders

    3. Explica el objetivo del juego primero y regresa a él constantemente

    Los jugadores necesitan saber por qué están tomando las decisiones en el juego que estás explicando. Cada juego tiene un objetivo central, una condición de victoria sobre la que el juego gira. Perder esto de vista es mucho más fácil de lo que uno cree, lo que puede dejar a los jugadores con una idea de que saben hacer todas las cosas, pero no saben por qué las están haciendo. Y no sólo hay que explicar el objetivo, sino que hay que volver a él y decir cómo se relaciona con el resto de las reglas.

    Con la mayoría de los juegos los objetivos pueden ser muy claros: mata a tu oponente, obtén mayor cantidad de puntos de victoria, se el primer jugador en descartar toda tu mano, etc. De cualquier manera, los juegos modernos tienen muchas opciones, mucha mecánicas distintas y acciones variadas, además de muchas estrategias. Esto puede hacer que el objetivo del juego se pase por alto cuando se explican el resto de las reglas.

    Explicar el objetivo del juego da contexto a todo lo demás que expliques. Pero es fácil sólo decirlo al principio y no volverlo a tocar mientras explicas las 500 mecánicas distintas del juego, lo que hace que la gente lo olvide. Así que, si se puede, intenta explicar por qué cada acción te podría llevar a estar más cerca de la victoria.

    4. Explica conceptos primero, deja los detalles para después

    Un concepto muy importante a la hora de la enseñanza es la relevancia. Esto es por lo que explicar un juego siguiendo un orden específico es muy importante: si a los jugadores se les da información que en un momento no es relevante, no se les va a quedar en su memoria, o incluso podría confundirlos.

    Es importante explicar los detalles, pero más importante aún es que antes de explicarlos, sepan bien los conceptos más básicos.

    Lo ideal es empezar con el objetivo del juego y explicar el turno o la ronda de juego básica, sin entrar en muchos detalles. Intenta pensar que le estás explicando primero a un niño de 5 años para después entrar en las ideas más complejas. El orden en que enseñas es muy importante, ya que arruinarlo puede arruinar la sesión de enseñanza.

    5.Haz preguntas para confirmar que los demás están entendiendo

    Una pregunta que intento hacer a la gente que estoy explicando cosas es “¿Tiene lógica lo que dije?“. Lo hago porque es importante saber si los jugadores están entendiendo lo que estoy explicando. La mayoría de los jugadores te preguntarán cuando no entienden algo, aún así es mejor preguntar cuando no se necesita que no preguntar cuando ellos no entendieron algo.

    Muchas personas son tímidas y no les gusta decir cuando tienen dudas, pero si les preguntas les das una oportunidad para decirlo; es una manera de decir “Sé que lo que estoy explicando no es tan fácil, pero me gustaría que te quedara todo claro“. De hecho, decir algo como “Este juego es complicado y a veces es algo difícil de entender, pregúntenme si algo no queda claro” antes de empezar a explicar siempre es una buena idea.

    En fin, si están enseñándole a jugar a alguien, pregunten constantemente para ver si entendieron. No hay nada más triste que explicar media hora y que les entre por un oído y les salga por el otro sin hacer clic.

    6. Da muchos ejemplos

    Aunque consideres que eres muy bueno enseñando juegos de mesa, es bien importante dar ejemplos porque esto lo hará aún mejor. Cuando enseñas juegos de mesa también aplica eso de predicar con el ejemplo.

    Para la mayoría de los juegos esto es relativamente fácil, sólo hace falta tomar los componentes necesarios del juego para esa mecánica o regla específica.

    pandemic1

    7. No des tips de estrategia (a menos de que te los pidan)

    Quizás esto sea mucho más relevante hasta que empiezas a jugar el juego que acabas de explicar, pero es relevante a nuestro tema de enseñanza de juegos de mesa.

    Lo primero que debemos entender es que explicar las mecánicas de juego es muy distinto a explicar una estrategia. Uno te dice cómo jugar y el otro te dice cómo jugar bien.

    Dar tips de estrategia puede ser malo principalmente por dos razones: va a haber jugadores que se van a atener a tus consejos y no van a entender por qué lo están haciendo. Otros jugadores prefieren desarrollar sus propias estrategias y descubrirlas mientras juegan. La estrategia no es algo que debas enseñar, sino algo que debes saber cuándo mencionar o cuándo no.

    ¿Cómo saber si es necesario dar algunos consejos de estrategia? Sencillo: pregunta. O simplemente menciona algo del tipo “Oigan, yo sé que este es un juego complicado; si ustedes quieren les puedo dar algunos consejos si se sienten medio atorados o no saben qué hacer después. Sólo díganme.

    Si quieres que el juego sea la experiencia más disfrutable posible, es necesario conocer un poco de la actitud de tus compañeros, pero mantener un ambiente en el que se sientan a gusto preguntando ya sea de mecánicas o de estrategias si es necesario.

    8. Deshazte de cualquier distracción

    Hay pocas cosas más frustrantes que  tratar de enseñar un juego a una persona que constantemente se está distrayendo. Es molesto como la persona que está explicando como para los demás que están aprendiendo el juego por primera vez.

    No es divertido explicar mientras alguien de un like en Facebook a la foto del perrito de su tía, principalmente porque rompe la dinámica de aprendizaje.

    La cosa es que estas distracciones no sólo son teléfonos, pueden ser las botanas que están en la mesa, el gato o perro que está jugando cerca y amenaza con tumbar el tablero de juego, la música demasiado alta, etc. El hecho es que es fácil distraerse y es mucho más fácil explicar en un ambiente con no muchas distracciones.

    Y no es necesario que no haya botanas cuando juegas, por ejemplo. Simple y sencillamente quítalas un rato en lo que explicas y después las vuelves a poner ahí. Esto hará mucho más fácil la explicación de un juego y te ayudará a que todos entiendan más rápido.

    9. Vean un video

    Si bien siempre prefiero aprender las reglas de una persona que está ahí conmigo, ver un video es una gran manera de aprender un juego solos.

    Aún así, muchas personas no son buenas enseñando o no les gusta hacerlo. En estos casos quizás sea mejor acercare la tablet, poner un video y al final contestar cualquier duda que haya quedado.

    Esto es especialmente bueno en casos en que estás enseñando un juego que no conoces tan bien o que no tienes tanta experiencia jugando. Puedes explicar lo más que puedas y poner un video corto con la explicación de las reglas o al revés, dependiendo del juego y tu experiencia. Si tu grupo es muy dedicado, bien pueden dejar como tarea ver un video con las instrucciones del juego.

    10. Diviértete

    Enseñar es parte de la diversión de los juegos de mesa. Si no te estás divirtiendo a la hora de explicar, es probable que sea porque fallas en alguno de los puntos que he mencionado.

    ¿Qué puedes hacer? Entender el juego y la estructura de la información que quieres dar a conocer, reconocer qué es lo que hace divertido al juego y transmitirlo a los demás.

    Por ejemplo, puedes hacer más divertida la explicación tomando en cuenta el tema de cada juego. La temática de un juego (ya sea un juego con guerras, granjas, ciudades, un futuro post apocalíptico o un pasado alterno) puede ayudarnos a explicar conceptos de manera divertida.

     

    Tags: , , , , ,


    About the Author

    Electrónico, blogger y fanático de los juegos de mesa. Los dados no me quieren pero yo los quiero de todas maneras.



    5 Responses to 10 tips para mejorar la manera en que enseñas juegos de mesa

    1. jose alfredo vilca chavez says:

      Que buen artículo, últimamente me ha dado por aprender juegos “duros” Guerra del anillo, stacraft, me gustan demasiado los juegos que te destruyen la mente jajajaja, y me ha costado captar la atención durante explicaciones tan extensas aún cuando manejo el manual al 100%, lo del celular es verdad que molesta más con juegos así :'(, de todas maneras gracias por los consejos, soy el que explica siempre así que me vienen de maravilla 😀

    2. Sergio Jiménez says:

      Muy buenos tips!! 🙂

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Back to Top ↑